Skip to content Skip to footer

Estamos viviendo en un sistema que produce para desperdiciar: Ana Laura de la Torre

4 de junio 2021

Enfatizar en los conceptos de medio ambiente, retroalimentación, pérdida y desperdicio de alimentos, entre otros, fue el propósito de la Dra. Ana Laura de la Torre con la conferencia Retroalimentación y alimentación en el Día Mundial del Medio Ambiente, coordinada por el H. Congreso del Estado de Sinaloa y El Colegio de Sinaloa el viernes 4 de junio, a través de plataformas digitales.

En la actividad estuvieron presentes la Dra. Sonia Escalante López, directora del Instituto de Investigaciones Parlamentarias y la Lic. Lydia Concepción Celaya Valenzuela, secretaria general de El Colegio de Sinaloa.

La Dra. Ana Laura de la Torre inició comentando que la historia del medio ambiente “es una historia que estamos construyendo desde el presente”, además de que el ser humano ha vivido en un vaivén entre arrasar y conservar los recursos naturales. Expresó que lo anterior suscitó una serie de preocupaciones y reflexiones que culminaron en la conferencia de la Organización de las Naciones Unidas (onu) en 1972 realizada en Estocolmo, Suecia —e inmersa en el contexto de la Guerra Fría—lo que daría pie a la creación del Día Mundial del Medio Ambiente en 1974, propuesta para el 5 de junio. Entre los temas que se tocaron está la sobrepoblación, la estabilización demográfica y conciliar la conservación de recursos y el desarrollo de los países —principalmente los países en vías de desarrollo—.

Para hablar de retroalimentación, la investigadora hizo un recuento de académicos que señalaban a la Tierra, a partir de la idea de su redondez, como un sistema. Por ello, recuperó el concepto de medio ambiente propuesto por William Vogt, quien lo define como todo lo que en el planeta estaba conectado, lo que une lo local con lo global. Así también la postura de Stewart Brand del mundo fincado en sistemas, es decir, la vida natural se desarrolla a partir de continuos intercambios. De ahí que se puedan hablar de diferentes problemáticas que surgen de nuestra relación con la naturaleza: crecimiento de la población, escasez de agua, erosión de la tierra, sobreconsumo, pérdida de especies, entre otras.

Asimismo, respecto a la alimentación enfatizó que esta es una parte fundamental de las preocupaciones medioambientales, en otras palabras, cómo nos vamos a alimentar para sobrevivir. Fue a mediados del siglo xx cuando se empieza hablar de sobrepoblación y de ahí la pregunta de si podría el planeta alimentar a una población en continuo aumento.

La académica explicó que la Organización de las Naciones Unidades para la Alimentación y la Agricultura (fao, por sus siglas en inglés) hace un intento por visibilizar no solo el desperdicio de alimentos y la insuficiencia alimentaria, sino también el derroche; de ahí el surgimiento de los bancos de comida.

Para concluir, la Dra. Ana Laura de la Torre señaló que “estamos viviendo en un sistema que produce para desperdiciar, a esto se le se conoce como vastogénesis”, es decir, producir comida y ropa para tirar, además, de explotar no solo el recurso natural sino también el humano. De tal forma que los términos de retroalimentación y fortalecimiento comunitario, siguen vigentes para resolver las problemáticas expuestas.

Deja un comentario