Skip to content Skip to footer

Designan a Élmer Mendoza Doctor Honoris Causa de la Universidad Autónoma de Sinaloa

11 de febrero de 2021

El H. Consejo Universitario de la Universidad Autónoma de Sinaloa, en sesión ordinaria celebrada el 11 de febrero del año en curso, aprobó por unanimidad otorgar el Grado de Doctorado Honoris Causa al maestro universitario, destacado escritor y miembro de este organismo, Mtro. Élmer Mendoza. En opinión del rector de la UAS, Dr. Juan Eulogio Guerra Liera: su trabajo literario refleja la perseverancia, representa un patrimonio cultural vivo para Sinaloa y para México. Expresó que «su obra narrativa es un parteaguas en la tradición literaria de México, particularmente en la novela negra en español». Cabe destacar que el Consejo Universitario lo aprobó por unanimidad y el rector adelantó que, a diferencia de otras entregas, esta será en un evento diferente, virtual.

Elmer Mendoza —miembro y Presidente de El Colegio de Sinaloa— se ha destacado por su labor como catedrático de la UAS; también ha sido tallerista, animador de la lectura y promotor cultural. En su obra ha sabido reflejar el habla particular de su región.

Es autor de varios volúmenes de cuentos: Mucho que reconocer (1979), Quiero contar las huellas de una tarde en la arena (1985), Cuentos para militantes conversos (1987), Trancapalanca (1989), El amor es un perro sin dueño (1991), Firmado con un klínex (2009) y de dos crónicas sobre el narcotráfico, Cada respiro que tomas (1991) y Buenos muchachos (1995). Sus novelas más conocidas son Un asesino solitario (1999) y El amante de Janis Joplin (2001), que obtuvo el XVII Premio Nacional de Literatura José Fuentes Mares. Otras de sus novelas son Efecto Tequila (2004), finalista en 2005 del Premio Dashiell Hammett, y Cóbraselo Caro (2005).

En 2007 ganó el III Premio Tusquets de Novela, por decisión unánime del jurado, por su obra Balas de plata, premio que recibió en el marco de la Feria Internacional del Libro (FIL) en Guadalajara. El jurado valoró en ella “la rabiosa modernidad en el uso del lenguaje, en la estructura narrativa hermanada con los últimos lenguajes televisivos, y en el ritmo endiablado que, como la mejor novela clásica, no da tregua al lector hasta su desenlace”. En 2010 publicó La prueba del ácido en donde retoma al personaje de Édgar El Zurdo Mendieta, quien también protagonizó su novela Balas de plata. Sus novelas más recientes abordan la literatura para jóvenes: El misterio de la orquídea calavera, No todos los besos son iguales y La cuarta pregunta.

Deja un comentario